domingo, 10 de diciembre de 2017

Mano dura




Hijo de Larrañaga fue detenido en Paysandú en confuso episodio con una camioneta

Tras declarar, todos los involucrados quedaron liberados al entenderse que se trató de un malentendido.


Este domingo en la mañana el hijo del senador nacionalista Jorge Larrañaga fue detenido mediante un arresto ciudadano cuando, bajo los efectos del alcohol, se subió a una camioneta que no era de su propiedad, confirmaron a El País fuentes cercanas al legislador blanco.

El hecho ocurrió cuando el propietario del comercio y del vehículo vio por las cámaras de seguridad que un hombre se subió a la camioneta, que estaba estacionada en frente y con las llaves puestas, e intentó prenderla.

El dueño junto con otro hombre que estaba en el lugar lograron detenerlo. Fuentes cercanas al hijo del senador contaron a El País que lo golpearon varias veces para bajarlo del vehículo y agregaron que él es el principal arrepentido.

La espirometría que se le realizó indicó que tenía 2,13 gramos de alcohol por litro de sangre. El fiscal dispuso que se lo detuviera para que tanto él, como el denunciante y los testigos declararan ante la Justicia.

Luego de la instancia judicial,  el hijo del senador y los demás involucrados fueron  liberados al entenderse que se trató de un malentendido.








La cantera de Felipe Cardoso




Esto es hoy, en "La cantera", Dispocisión Final de Residuos de la IM, Felipe Cardozo.Aqui el gas metano producto de la descompocisión de los residuos no sólo produce efectos invernaderos nocivos para la naturaleza, también se prende fuego, y combustiona con los residuos, generando cavernas bajo las montañas de basura, donde el fuego se extiende sin ser visto hasta que emerge.
En este lugar entran miles de trabajadores diariamente, municipales pero también trabajadores de empresas privadas,o gateadores, quienes van a requechear para sobrevivir haciendo un jornal,obviamente trabajan en forma permanente en el predio, trabajadores municipales.
A pesar de que antes de la Dictadura civico militar toda esta tarea era reconocida como insalubre y de alto riesgo, luego que la dictadura las eliminara la "democracia" nunca volvió a restituir este derecho de los trabajadores.Pasaron blancos , colorados y 27 años de gobierno "progre" y le sigue siendo negado a los trabajadores municipales y a los que trabajan en esta área el derecho a la salud, y a la jubilación anticipada.
Vamos por la insalubridad y la tarea de riesgosa para los compañeros de DFR y de toda limpieza urbana.
Nada podemos esperar sino es de los propios trabajadores.












jueves, 7 de diciembre de 2017

Tarifazo




Carolina Cosse recién en conferencia de prensa anunció un nuevo tarifazo (aumento de todas las tarifas públicas que regirá a partir de Enero de 2018) del gobierno del Frente Amplio contra el pueblo. Es como para festejar el 2018, albricias!!! En el gobierno están desesperados por hacer caja en los Entes públicos -entonces le pasan factura al pueblo para dejar intacto el metabolismo del capital-, ya que el gobierno los obliga -a los Entes- a contribuir con sus ganancias a Rentas Generales M.E.F. para intentar así poder bajar el déficit fiscal (cosa que exigen las calificadoras de riesgo gringas de la Soberana Deuda país) que es producto de las exoneraciones fiscales de 5 puntos del PBI al gran capital y de las 14 zonas francas, de las estafas con garantía soberana,...





>>> Agarrate Catalina, ajuste fiscal...


>>> Estan soñando




>>> Que dicen los sindicatos

El presidente de AUTE, Gabriel Soto, dijo a El País que "no planteamos la discusión tarifazo sí o no", sino que critican la "política económica de cara a las empresas públicas porque el Ministerio de Economía le asignó un rol recaudador a las empresas públicas y eso se expresa en el plan de recorte de todo tipo y color que hace un daño irreparable". En ese sentido sostuvo que "si se hubieran tomado otras decisiones hoy se estaría discutiendo una rebaja de tarifas". Parte de esa explicación pasa porque el sindicato considera que "el modelo de cambio de matriz energética hizo que privados se llevaran suculentas ganancias porque UTE se compromete a comprar durante 20 años en dólares la energía producida, aunque no la use, y eso hizo que este año, por ejemplo, se tire agua".

A esto se suma el sindicato de OSE que a través de un remitido en la prensa publicado ayer, denunció "números preocupantes" con "déficits" que se arrastran desde 2009. El ajuste de tarifas de 8,2% y de 7,5% en la conexión para ciertos clientes, según el sindicato, "no es otra cosa que trasladar a la tarifa los sobrecostos que paga OSE; sobrecostos que no ha explicado cómo reducir".

En tanto, el ajuste de los combustibles de 8% parece "un poco excesivo", aunque no puede ser considerado "un tarifazo", consideró el dirigente de la Federación Ancap, Gerardo Rodríguez. "Se está ajustando por inflación, pero debería ajustarse en función de la paramétrica de Ancap, básicamente por el dólar y por el petróleo, en ese orden", dijo Rodríguez.








miércoles, 6 de diciembre de 2017

Con las placas nos aplacan




Batallón de Infantería Nº 9 del Ejército, en Fray Bentos, donde el médico Roslik, un descendiente de inmigrantes rusos nacido en San Javier, departamento de Río Negro, fue torturado hasta morir el 16 de abril de 1984, en las postrimerías de la dictadura.

En el acto realizado en la entrada del cuartel se leyó una carta de la viuda de Roslik, la actual diputada suplente María Cristina Zavalkin, ante la presencia de autoridades del Ministerio de Educación y Cultura encabezadas por Muñoz


Esta placa también fue respuesta al pedido de un grupo de ciudadanos fraybentinos.


>>> Sin justicia


A 33 años de su asesinato por torturas, los familiares del médico Vladimir Roslik siguen peleando por justicia

La película de las respuestas pendientes

“Un absurdo grande en un pueblo pequeño”, dice Julián Goyoaga, el director de Roslik y el pueblo de las caras sospechosamente rusas. La película –que documenta la detención y la muerte por tortura del médico Vladimir Roslik en 1984– acaba de estrenarse y por eso conversamos con sus dos protagonistas: Mary Zabalkin (MZ) y Valery Roslik (VR), sobrevivientes de una tragedia a la vez familiar y colectiva de la que todavía no hay justicia.
¿Cómo ha sido esta experiencia de verse como protagonistas de una película?
MZ: Son un montón de cosas juntas. Tampoco es que ahora porque esté el documental uno vaya a cerrar tal o cual página. Se fueron dando circunstancias. Durante todos estos años hemos hecho muchas cosas: la Fundación [Vladimir Roslik], el trabajo social y la tarea de mantener a Vladimir en la memoria colectiva, pero nunca habíamos pensado en una película. Hasta que se dio esta oportunidad, hasta que los conocimos a ellos [los responsables de la productora Rain Dogs] y realmente estamos muy contentos con el resultado. Ellos trabajaron con mucha humanidad, porque es un tema sensible, delicado, que manejaron muy bien.
Hace unos días la proyectaron en San Javier, y pudieron verla junto a otros protagonistas.
MZ: Y estamos como en shock todavía. Realmente fue muy fuerte. A la gente que sufrió torturas junto a Vladimir y que sobrevivió a la dictadura, y que con gran esfuerzo brinda testimonios, le voy a estar agradecida toda la vida. Estar con ellos en la misma sala, compartiendo, fue algo muy fuerte para todos. Parecía el final de [la película] Los unos y los otros, que se juntan las diferentes generaciones y lloran todos abrazados. Lo único es que en este reencuentro estábamos nosotros, los familiares, los vecinos, los pacientes de Vladimir.
VR: A mí me quedó la impresión de que la gente quedó impactada en el buen sentido. Cuando terminó vino todo el mundo a saludarnos, abrazarnos, lloramos mucho. La hemos visto varias veces, y es medio imposible no derramar una lágrima en cierto momento.
Respecto de mantener la memoria colectiva, en la película se habla de una posta que le pasa una madre a un hijo.
VR: En realidad, ya hace años que la vengo acompañando a mamá. Ella se refiere a pasarme la posta a mí porque ya está con algún problema de salud, de la columna, y ya no tiene las mismas energías que antes. Y cae en mí un poco lo de seguir adelante con el tema de que se sepa la verdad.
MZ: Además de la verdad, nosotros todo lo que hacemos lo hacemos pensando también en la búsqueda de justicia, que es la gran ausente en estos 32 años. Si bien logramos instalar la figura de Vladimir en la memoria colectiva, no hemos logrado que se haga justicia.


¿Cuál es la situación de la causa judicial?
MZ: Está todo en el Observatorio Luz Ibarburu, que nos viene asesorando. Pero para resumirlo: no hay avances de ningún tipo, como que de cierta manera el caso está cerrado. Pero es un caso de lesa humanidad que se tendrá que seguir investigando, hasta que se sepa la verdad. Los gobiernos van pasando, no importa de qué color sea el partido, y no pasa nada. Con los colorados no se supo, con los blancos no se supo y con el Frente Amplio tampoco. La realidad es que estamos en la mitad del tercer gobierno y tampoco se mueve nada. Por eso lo de la mochila: si no soy yo la que logra avances en la justicia, de repente Valery o los hijos de Valery, pero algún día, en el transcurso de la historia, de repente se va a saber.
En este caso y en su presentación pública jugó un papel importante el periodismo de investigación.
MZ: Cuando pedí la segunda autopsia, que se hizo en Paysandú, empecé a pelear enseguida para que se conozcan esos resultados, que son los verdaderos. Y hubo todo un empujón del periodismo, que trabajó conmigo para destapar todo. Yo me apoyé en ellos y ellos se apoyaron en mí. [Juan Miguel] Petit, [Alejandro] Bluth y [Manuel] Flores Silva, las publicaciones en Jaque, Aquí, Convicción... Todo ayudó para que el caso tuviera trascendencia nacional e internacional.
Otro asunto importante es el rol de los médicos.
MZ: Sí, fue fundamental. Siempre recuerdo al doctor Gregorio Martirena, ex presidente de FEMI, que fue el primero en impulsar la Comisión de Ética Médica y que nos ayudó muchísimo. Porque a partir de ese momento se empezó a saber que en otros cuarteles también pasaba, que no había sido sólo en Fray Bentos. Siempre pienso que, en realidad, sin la segunda autopsia hubiera quedado todo quieto.
En una primera instancia, los militares hablaron de un paro cardíaco. ¿Cómo surgió la idea de la segunda autopsia?
MZ: Es que era una mentira demasiado grosera, era imposible de creer. ¿Cómo una persona sana iba a morir así? Teníamos, además, los antecedentes de lo que había sufrido antes en las sesiones de torturas.
En la película contrasta mucho esa tranquilidad del pueblo y de las aguas del Río Uruguay con las características trágicas del caso.
MZ: Fue todo muy irracional. No te olvides que ellos hablaban de submarinos, avionetas, armamentos... Todo cosas que no tenían nada que ver con la realidad que vivíamos en un pueblo como San Javier, en el que todos nos conocíamos. Allá ibas al baile y hasta te dabas cuenta si la camisa que tenía Fulano era la misma que tenía en el baile anterior. Sabíamos hasta con qué ropa andábamos, cuando eran los cumpleaños de casi todos, era una comunidad muy chica. O sea, cualquier cosa rara la hubiéramos visto. ¿Dónde ibas a ocultar un submarino? Era absurdo.
¿Y por qué pensás que decían esas cosas, a esa altura del partido?
MZ: Era una manera de perpetuarse un tiempo más en el poder. Estaba todo tranquilo, ya se venía la democracia, y a ellos no les servía. Nunca mostraron las armas, nunca mostraron el submarino, nunca mostraron la avioneta. Nada.
VR: Yo era muy chiquito, apenas tenía un mes. Pero después te hacés la cabeza con los cuentos, después vas armando, conociendo, vas viendo cómo era, mirando documentos, lo que sea. Pero es cierto, no te cierra; cómo puede ser que en un pueblo como San Javier, tan tranquilo, haya pasado algo tan terrible como lo que pasó.





La emoción de la abuela

la nieta recuperada 126



>>> "No esperaba tener esta alegría"




Blanca Díaz de Garnier tiene 86 años y vive en Entre Ríos. Ayer, desde Abuelas de Plaza de Mayo le dieron la inmensa noticia: la joven que acababa de recuperar su identidad es su nieta. Hija de Edgardo Garnier y Violeta Graciela Ortolani, que fue secuestrada embarazada a fines de 1976.


Anunciada la recuperación de un nuevo nieto, esta vez una nieta, la número 126 desde que las Abuelas de Plaza de Mayo comenzaron su lucha para encontrar a los cientos de niños apropiados por la dictadura, la abuela Blanca Díaz de Garnier celebró la noticia con una inmensa alegría. “No esperaba tener esta alegría. Veía recuperar a otros nietos y me decía ‘a mí nunca me toca´. Más gozo no puedo pedir”, compartió su emoción Blanca, que vive en Entre Ríos. La nieta 126 es hija de Edgardo Garnier y Violeta Graciela Ortolani, quien fue secuestrada embarazada a fines de 1976.



“Tuve 40 años de espera. Estamos con una alegría que no cabemos en nuestra persona”, contó a Radio 10 Blanca de Garnier. Este mediodía, Abuelas dará más información sobre la nieta encontrada, de quien hasta ahora sólo se sabe que es abogada y que ella misma se acercó a hacerse los análisis para conocer su identidad
De Entre Ríos era Edgardo Garnier, el padre de la joven, que nació el 7 de agosto de 1955 en Concepción del Uruguay. En su familia lo llamaban “Edgar” o “Rober”; sus amigos, en cambio, le decían “El Chueco” o “El Pato”. Garnier militó junto a Violeta Graciela Ortolani en La Plata en la Frente de Agrupaciones Eva Perón (FAEP), una escisión del Frente Universitario de la Revolución Nacional, y estudiaba ingeniería.



Violeta Graciela Ortonali nació en Buenos Aires, el 11 de octubre de 1953, y tras la muerte de su madre se fue a vivir a Bolívar. Desde allí fue a la capital bonaerense para estudiar en la universidad. Garnier militó primero en la JP y Ortolani en la JUP. Ambos se sumaron después a la organización Montoneros. A él sus compañeros de militancia lo llamaban “La vieja Bordolino” o “El viejo”; a ella, “La Viole”.
Ortolani fue secuestrada el 14 de diciembre de 1976. Tenía 23 años y un embarazo de 7 meses. A Garnier lo secuestraron casi dos meses después, el 8 de febrero de 1977, en La Plata. Pensaban llamar Marcos, Enrique o Vanesa al bebé que esperaban. Ambos continúan desaparecidos. Quienes la criaron murieron.
La joven quiso contactarse con su familia ni bien se confirmó su identidad. Ayer se comunicó con su abuela, que vive en Entre Ríos y tiene 86 años. “Menos mal que estoy sentada. Tanto la busqué”, contó Carlotto que le dijo la abuela. Carlotto también dijo que la nieta ironizó “con razón me decían ‘vos sos medio revolucionaria’”.
“Se encuentra feliz de saber la verdad”, contó Estela de Carlotto sobre la nueva nieta recuperada, quien quiso conocer a sus familiares ni bien supo su identidad y ayer mismo se reunió con compañeros de sus padres. “Es la frescura en persona, la valentía que tiene... triunfó, vino, preguntó y supo su verdad”, dijo la presidenta de Abuelas.





>>> “Hola abu”

Adriana y Blanca Díaz de Garnier conversaron en el marco de una entrevista radial. “La voz me parece como que la hubiera escuchado siempre”, dijo la abuela al oír a su nieta y afirmó estar “todavía soñando”. “Tengo una abuela, no lo puedo creer”, expresó emocionada la mujer que hoy recuperó su identidad. Se comprometieron a "recuperar el tiempo perdido".



>>> Su padre era uruguayo


Edgardo Garnier detenido desaparecido